Maria Rosa Calvo-Manzano

 

MARÍA ROSA CALVO-MANZANO

Natural de Madrid (16 de febrero de 1942) se formó musicalmente en el Real Conservatorio de Música de Madrid, donde cursó, con excelente expediente académico, las carreras de arpa y piano, que terminó en el año 1958, para después continuar con las carreras de armonía, composición, folclore y musicología, finalizando sus estudios en el Conservatorio madrileño con Premio Extraordinario Fin de Carrera.

Durante los años 1959 a 1961 asiste a los Cursos Internacionales de Música en Compostela, recibiendo clases de interpretación y musicología de maestros como Andrés Segovia, Gaspar Cassadó, Joaquín Rodrigo, Cristobal Halffter, Alicia de Larrocha, Alexander Tansman y José López Calo, entre otros.

Su formación prosigue en París, becada por la Fundación Juan March, con la célebre arpista Jaqueline Borot e ingresando en el Conservatorio parisino como "primera nombrada". Alterna sus estudios del Conservatorio con cursos de Historia, Arte y Filosofía en la Universidad de La Sorbona y desarrolla paralelamente la actividad de solista, realizando grabaciones para la Radio-Televisión Francesa.

En Italia completa su formación con Nicanor Zabaleta en la Accademia Musicale Chigiana en Siena, con una beca de la Dirección General de Relaciones Culturales del Ministerio de Asuntos Exteriores. Concluye sus estudios de Siena en el año 1962 con la distinción de mejor alumna, cuya distinción se materializa en la actuación en el Concierto de Clausura de los Cursos en el Teatro Comunale de la ciudad, concierto acompañada de orquesta.

Todavía en su etapa de formación musical, participa en diversos Concursos internacionales de Arpa con notables éxitos como fueron el Concurso Internacional de Arpa de Haarlem, Países Bajos (1963) y el Concurso Internacional de Arpa de Ginebra (1964).

Concertista de arpa

La actividad como concertista de Maria Rosa se inicia al terminar sus estudios en el Conservatorio madrileño, actuando en diversas salas de concierto de la capital para progresivamente extenderse por España y el norte de África. En paralelo es solicitada para formar parte de diversas agrupaciones orquestales, siendo nombrada arpista solista de Orquesta Sinfónica de Madrid, la famosa Orquesta Arbós, en el año 1960.

Tras una larga etapa de conciertos por toda España, algunos países europeos y Marruecos, en el año 1969 tiene lugar su presentación en el continente americano con un concierto en el Instituto Cultural Hispano Mexicano, que será el inicio de una serie de actuaciones en diversas salas de concierto mexicanas. En reconocimiento al éxito alcanzado en esta su primera actuación en tierras mexicanas, le es concedido el Premio Sor Juana Inés de la Cruz del Instituto Español de México.

Dos años más tarde tiene lugar otra gira de conciertos en México, siéndole concedido por la Secretaría de Relaciones Exteriores de México el Premio Águila de Tlatelolco.

Su gran debut americano tiene lugar en el año 1976 con un concierto, el día 15 de abril, en el Carnegie Hall de New York. El éxito de este concierto es reconocido con dos distinciones: El Galardón al Mejor Arpista del Año otorgado por la Asociación Americana de Arpistas del Estado de New York y la Medalla Cultural de New York otorgada por el Ayuntamiento de New York a la mejor artista extranjera del año.

Este será el comienzo de una serie de giras de conciertos que se producirán periódicamente, visitando, además de EE.UU., otros países americanos como México, Paraguay, Argentina, Brasil, Uruguay, Perú, Colombia, Chile, etc. países a los que acudirá en otras muchas ocasiones.

En el año 1976 es invitada por SS.MM. los Reyes de España para acompañarles en la visita oficial a EE.UU. con motivo del bicentenario de los Estados Unidos y ofrecer un recital de arpa en la Casa Blanca de Washington, en la que SS.MM. agradecían la invitación del Presidente Gerald Ford. En este viaje actuó también en la National Gallery con un concierto de música española, en el Goddard-Riverside Community Center y en la Casa y Círculo Cultural de España en Nueva York.

Siguen años de una intensa actividad concertística actuando, además de en España y países europeos, en países como Marruecos, Argelia, Túnez, Egipto, Líbano, Siria, Jordania, Israel e India, llegando hasta Extremo Oriente, actuando en salas de conciertos de China, Japón, Hong Kong, Australia, Corea, Singapur, Indonesia, Tailandia y Filipinas.

A lo largo de sus más de cincuenta años de actividad como concertista de arpa, tanto en actuaciones a solo como acompañada de orquesta o formando parte de agrupaciones de cámara, se contabilizan cerca de 3.000 conciertos, de ellos, algunos precedidos de una presentación oral, u otros en forma de conferencia-concierto.

Al crearse la Orquesta Sinfónica de la Radio Televisión Española en el año 1965, Maria Rosa obtiene, por unanimidad del tribunal, el puesto de Solista de Arpa, institución de la que es miembro fundador. Con la orquesta desarrolló una gran labor como miembro del conjunto sinfónico, así como de solista de la propia orquesta interpretando los conciertos más importantes de la literatura arpística universal y varios estrenos de obras de compositores españoles a ella dedicadas. En aplicación de la Ley de incompatibilidades de la función pública, tuvo que causar baja en la orquesta en el año 1993.

En los años 90 crea la Agrupación de Cámara ARLU con el fin de poder dar a conocer las obras que para arpa y conjuntos de cuerda y flauta le dedicaban compositores españoles.

Su actividad como concertista ha sido registrada discográficamente ya desde sus inicios en los años 60 con un contrato firmado con la casa RCA Victor España para la grabación de tres producciones de música española. Posteriormente firmó otro contrato con la firma Columbia en USA y EMI Capitol en México para la producción de sendos álbumes con música española.

Con el fin de dejar para la posteridad las obras de compositores españoles contemporáneos que a María Rosa le dedicaban, se crea el sello discográfico ARLU Discos, con el que se graban las obras que la Agrupación Cámara ARLU venía estrenando.

Muchas de estas grabaciones y actuaciones a solo y con orquesta de María Rosa se encuentran en la actualidad subidas a You Tube, de donde se pueden descargar libremente.

Labor docente

En el año 1965 obtiene por unanimidad del tribunal presidido por el compositor Oscar Esplá, la cátedra de Arpa del Real Conservatorio Superior de Música de Madrid, convirtiéndose en la catedrática más joven de la historia de España, siendo la decana del claustro de profesores del Conservatorio madrileño durante los 30 últimos años de su carrera docente.

La labor que María Rosa ha desarrollado en la cátedra de arpa durante los 50 años que la ha desempañado, ha sido reconocida mundialmente como la ‘’Moderna Escuela Española de Arpa’’. Su Tratado Analítico de la Técnica y Estética del Arpa, trabajo realizado con una ayuda de la Fundación Juan March, fue premiado por el Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música -INAEM- del Ministerio de Cultura, por las novedosas aportaciones que a la enseñanza del instrumento aportaba.

Maria Rosa ha sido una didacta muy creativa que ha sabido atraer a los estudiantes infantiles con obras personales basadas en personajes característicos del mundo de la infancia, que, a su vez, ella ilustraba con argumentos escénicos aderezados con leyendas, mimo y danza. Todo este repertorio está publicado por las editoriales UME y Real Musical.

Su labor docente ha sido reconocida internacionalmente y así, durante la década de los setenta estuvo invitada por el gobierno mexicano para impartir cursos y masterclass en el Conservatorio de México y en la Escuela de Música de la Universidad Autónoma de México -UNAM-, coronando dicho periplo con el nombramiento de Profesora Residente en reconocimiento a la labor artístico-cultural desarrollada en el país azteca. Durante estos años actuó en los más importantes canales televisivos artísticos y musicales, además de realizar grabaciones discográficas. Recorrió toda América desde Canadá a la Patagonia con clases magistrales y conciertos, recibiendo varios premios y nombramientos en Academias Musicales y de Bellas Artes.

También fue durante los años 1967 a 1974 profesora de arpa en los Cursos Internacionales de Música en Compostela, y durante varias ediciones invitada como profesora en los Cursos Internacionales de Música da Costa do Estoril, Cursos Monográficos del Conservatorio de Oporto, Cursos de Verano de Figueria da Foz, Cursos de Bosa Antica en Cerdeña (Italia), Conservatorios de Milán, Torino y Cuneo, Fundación Salvi de Piasco, Cursos Didácticos de Elda de la Caja de Ahorros de Alicante, Cursos Internacionales de la Universidad Menéndez Pelayo de Santander en el Palacio de la Magdalena, Cursos Universitarios de Verano de la Fundación Complutense en El Escorial y la extensión de Almería, Cursos de Verano de la Universidad de Gerona, y Cursos en las Universidades Urbana de Chicago, Yale y Stanford de USA.

A partir de 1980 es invitada por The University of Canberra para actuar en los cursos de verano, iniciando en paralelo una importante actividad concertística por Australia y el Sureste Asiático, siendo también profesora invitada en los cursos de verano en el Conservatorio de Pekín, cursos monográficos en la Universidad de UENO de Tokio y Fukui (Japón) y en la Escuela de Arpa de Yakarta, y curso monográfico sobre el Renacimiento Español en La Universidad de Santo Tomás de Manila (Filipinas).

Su clase siempre ha estado nutrida de alumnos extranjeros, alumnos que surgían de sus múltiples cursos por el mundo, por lo que su escuela y su filosofía pedagógica estaban ya extendidas por los cinco continentes. En la actualidad, discípulos suyos imparten sus enseñanzas, como profesores titulares de arpa, en importantes universidades y conservatorios de varios países.

Ha sido miembro de los jurados de prestigiosos concursos de arpa y asidua ponente de investigación musicológica y didáctica en varios congresos y simposios de arpa.

Y tras 50 años de servicio como catedrática de arpa del Conservatorio de Música de Madrid, le llega la inexorable jubilación que se produce en el año 2012, aunque esta jubilación le separe solo del Conservatorio, ya que su actividad como concertista, investigadora y escritora siguió en plena actividad.

Labor investigadora

La obra docente de la profesora Calvo-Manzano ha estado basada en la investigación de los estudios posturales (cuidando la salud físico-psíquica del aprendizaje de artista); en la renovación de los sistemas didácticos, apoyando el análisis y la concentración para aligerar el aprendizaje evitando el cansancio muscular; en la actualización de la técnica instrumental cuidando las dinámicas y efectos con el fin de atemperar la interpretación arpística a los parámetros de las nuevas estéticas; así como en técnicas para dominar el control de las emociones y triunfar en la interpretación pública. Esos trabajos de investigación han sido publicados en diferentes tratados y premiados por varias instituciones.

Fruto de todo ese proceso de investigación es su obra Técnicas ARLU: Naturalidad en las técnicas instrumentales. La fisio-psicopedagogía aplicada a la didáctica para humanizar la enseñanza musical. Este tratado fue premiado por el Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música -INAEM- del Ministerio de Cultura, por sus novedosas aportaciones didácticas.

Dice la autora que las Técnicas ARLU es una teoría fisio-psicopedagógica aplicada a la enseñanza musical, que se identifica con tres lemas fundamentales: Humanizar la enseñanza, Paz en el espíritu-armonía en el cuerpo, y Naturalidad en las técnicas instrumentales.

Las Técnicas ARLU que nacieron como una teoría musical para ayudar a los adolescentes en la edad de su formación académica, y a los jóvenes profesionales en sus primeras incursiones de la vida activa, se ha convertido en una Filosofía de Vida, por cuanto ayudan a reafirmar la personalidad humana de forma estimulante, llenando al ser de fuerza, entusiasmo, optimismo, firmeza y alegría. Es decir, las Técnicas ARLU empujan enérgicamente y con seguridad hacia el triunfo.

Su filosofía didáctica recogida en sus Técnicas ARLU, ha sido impartida durante varios cursos como seminario en la Facultad de Ciencias de la Educación de la Universidad Complutense de Madrid, y ha pasado a formar parte de las asignaturas del currículo superior en el Conservatorio madrileño.

Las Técnicas ARLU han sido su ideario en su cátedra, de donde han salido la mayoría de las arpistas españolas que actualmente son reconocidas arpistas tanto solistas, como instrumentistas de orquesta y docentes.

Es autora de un importante catálogo de publicaciones de obras de pedagogía, historiografía, musicología y paleografía de obras fundamentalmente españolas, en cuyo repertorio ha centrado especialmente su atención, aunque también ha investigado en el repertorio universal y ha publicado tratados de obras históricas con análisis y transcripciones paleográficas.

A partir del año 1987 este vasto repertorio es publicado por la propia arpista -como ejemplificación de sus conclusiones investigadoras- en la Editorial ARLU, editorial por ella creada para promover el estudio del rico patrimonio historico-arpístico español y del arpa en todas sus facetas. La colección EL ARPA, OPERA OMNIA, subtitulada EL ARPA EN… se subdivide en dos secciones: musicología y partituras históricas, muy especialmente contemporáneas, con estudios críticos e historiográficos de la obra y de su autor.

Fruto de sus muchos años de investigación en diferentes ámbitos relacionados con el instrumento y su literatura musical, dieron lugar al contenido de la que más tarde sería su Tesis Doctoral titulada Estructura Arquitectónica y Geométrica en Tres Obras (Simbolista, Impresionista y Modernista) como Idealizaciones Gráficas enmarcadas en el Decachordum Triangulare, que, dirigida por la Doctora Doña Pilar Chías, Profesora Titular de Ideación Gráfica Arquitectónica de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la Universidad Politécnica de Madrid, le conducirían, en el año 2005, a la obtención del Título de Doctora en Arquitectura.

Ese mismo año de 2005 obtiene un segundo doctorado, en este caso en Historia por la Universidad San Pablo CEU, en el Departamento de Historia Española Contemporánea, por su tesis Proyección Histórico-Artística del Hispaniae Decachordum Triangulare Durante el Siglo XX, tesis dirigida por el Doctor Don Antonio Linaje Conde. En ambos doctorados obtuvo la calificación de sobresaliente Cum Laude.

Creación musical

Como compositora, también ha contribuido a la actualización del repertorio de su instrumento con obras de estética moderna en las que incluye novedosos efectos sonoros. Su catálogo de obras, tanto para arpa sola como de arpa con acompañamiento de diferentes conjuntos instrumentales, lo forma un importante número de composiciones de diferentes estilos y formas. Siente una gran pasión por la improvisación, que ha desarrollado en varios de sus conciertos y conserva grabados en registros audiográficos y videográficos.

En su interés por renovar el repertorio musical español para arpa, ha motivado a los compositores españoles contemporáneos a escribir obras para arpa con el fin de actualizar el repertorio anclado en estéticas obsoletas, habiendo trabajado en este ambicioso proyecto con un meticuloso seguimiento de asesoramiento instrumental durante el proceso creativo, consiguiendo cerca de doscientas obras nuevas, tanto para arpa solista, como de música de cámara y conciertos, repertorio a ella dedicado y que además de haber estrenado, ha sido publicado y registrado discográficamente.

Con el fin de dar a conocer el personaje histórico "Ludovico", arpista de cámara de los Reyes Católicos, invita a los compositores españoles contemporáneos a escribir sobre este personaje en el que se basa la famosa obra de Alonso de Mudarra, Fantasía X que contrahace la harpa a la manera de Ludovico. Estas invitaciones a los compositores dieron su resultado positivo contabilizándose cerca de un centenar de obras sobre este tema con la mayor diversidad estética y arpística, cuyo repertorio también ha sido estrenado, editado y registrado discográficamente por ella misma.

Mecenas de la música

De su preocupación por la recuperación y conservación del patrimonio arpístico español, nace la Asociación "Arpista Ludovico" -ARLU Asociación- entidad sin ánimo de lucro, creada en el año 1987 por su propia iniciativa y la de un grupo de músicos españoles interesados en este instrumento.

Tiene como objetivo y fin primordial la recuperación del patrimonio arpístico español en todas sus ramas: historia, organología, musicología, pedagogía, repertorio, y la difusión del arpa en todas sus manifestaciones, sirviendo de estímulo a los compositores para la creación y ampliación del repertorio y de promoción de los jóvenes valores de las nuevas generaciones de arpistas.

La Asociación Arpista Ludovico es entidad reconocida de Utilidad Pública por el Ministerio del Interior con fecha 4 de noviembre de 1993.

Desde su creación, la Asociación Arpista Ludovico convocó los más diversos Concursos, siempre fieles a sus criterios fundacionales. Así se convocaron el Concurso Nacional de Arpa (1989); el de Composición (1990), en el que número de obras presentadas superó al repertorio escrito en España en todo el resto del siglo; el de Musicología (1991), con apartados de organología, recuperación del patrimonio histórico y transcripciones paleográficas.

Un concurso muy especial fue el Iberoamericano Quinto Centenario “Reina Sofia” (1992) que dado el carácter humanista que inspiró la creación de ARLU, aglutinó en una misma convocatoria y en torno al arpa, el Ensayo, la Historia, la Literatura, la Poesía, la Pintura, la Escultura, la Música de Cámara y el Sinfonismo, pues era idea básica de ARLU interrelacionar disciplinas movidas por un eje común, la historia y la filosofía como puntales del arte.

La promoción de los jóvenes intérpretes es otra de las misiones que la Asociación Arpista Ludovico ha tenido muy presente desde su fundación y así, en el año 1993, se da inicio a un nuevo proyecto que va a permitir que arpistas de todas las nacionalidades puedan competir en un certamen de carácter internacional, naciendo los Concursos Internacionales de Arpa “Arpista Ludovico”, cuya sede, por gentileza y generosidad del Ayuntamiento San Lorenzo de El Escorial, se establece en esta histórica ciudad.

Desde aquel lejano año 1993 en que se celebró el I Concurso Internacional de Arpa “Arpista Ludovico”, le siguieron el II en el año 1996, el III en el año 1999, el IV en el año 2002, el V en el año 2005 y el VI en el año 2009.

Como mecenas de la música, la profesora Calvo-Manzano convirtió, en el año 2000, su patrimonio arpístico personal de instrumentos históricos y biblioteca en una fundación, que lleva su nombre, Fundación María Rosa Calvo-Manzano, poniendo a disposición de las generaciones futuras un fondo de organología instrumental que incluye el resultado de los trabajos de lutheria que permitieron la restauración de arpas históricas ibéricas y la confección de planos de instrumentos renacentistas y barrocos de una y dos órdenes de cuerdas. Cuenta con un fondo bibliográfico de más de 1.500 títulos de obras sobre arte, historia, filosofía y música, y una colección de cerca de 2.000 partitutas de música para arpa. El catálogo de partituras de la profesora Calvo-Manzano está considerado como una de las mayores aportaciones a la literatura arpística de todos los tiempos.

En reconocimiento a su labor, está en posesión de nombramientos de varias academias de bellas artes y ciencias históricas españolas y extranjeras. Entre ellas cabe destacar el de Académica de Número de la Real Academia de Doctores de España, cuyo nombramiento tuvo lugar el día 13 de junio de 2018 pronunciando el discurso titulado Non Impedias Musicam: In Tympano et Chordis, Ludus in Scena, in Aula Doctrina, Mentis et Corporis Curatio, siendo contestada por la Escma. Sra. Dra. Doña Rosa María Carcerán Piqueras, Académica de Número de la Real Academia de Doctores y catedrática de la Facultad de Bellas Artes de la Universidad Complutense de Madrid.

En dos ediciones fue candidata al Premio Princesa de Asturias de Bellas Artes.

Epílogo

Tras la jubilación que voluntariamente le dio a su actividad como concertista en el año 2020, la Profesora Calvo-Manzano, como Académica de Número de la Real Academia Doctores, desarrolla una intensa actividad en la Sección de Arquitectura y Bellas Artes de dicha Real Academia.

Su vasta obra en las diversas vertientes musicales que durante su vida ha desarrollado, ha sido estudiada en varios trabajos de máster y una tesis doctoral, con un amplio corpus dedicado a sus aspectos pedagógico, concertístico, musicológico, compositivo, historiográfico, paleográfico, coleccionista histórico-organológico-musical y de mecenazgo arpístico.

 

 

 

 

 

 

 

Premios y distinciones

Obras estrenadas

Libros publicados

Composiciones musicales publicadas

Discografía

Videos de María Rosa en YouTube